Dos Guardias Civiles heridos al tratar de detener a un hombre que tiraba piedras a los bañistas en Llanes

Dos Guardias Civiles han resultado heridos al detener a un hombre de 51 años de edad, natural de Oviedo después de que se resistiese ante la autoridad a la hora de ser detenido.

Los hechos ocurrieron en la tarde de ayer en la playa de Torimbia, en Llanes, cuando un hombre que llevaba varios días deambulando por la zona y según los testigos, habría llegado a tirar piedras a los coches aparcados en la zona e incluso a una mujer la habría amenazado del mismo modo.

Los efectivos de seguridad se movilizaron para intentar apresarle y en un primer momento les fue imposible dado que el hombre se escondió en unos matorrales de una ladera próxima. Fue necesario que varias patrullas de la zona acudiesen al operativo de captura.

El detenido, que en todo momento se resistió a ser apresado e identificado causó heridas leves a uno de los agentes, que tendrá que estar de baja al menos unos días. El otro agente herido sufrió también heridas al parecer cuando fue empujado ladera abajo por el acusado.

El hombre, R. L. B., de 51 años y vecino de Oviedo, fue finalmente arrestado y se le imputan sendos delitos de lesiones leves (por lanzar piedras a los viandantes y resistencia a la autoridad). Está detenido en los calabozos del cuartel de Llanes a la espera de que se le traslade a disposición judicial.

Al parecer tenía antecedentes penales por robo con violencia y resistencia a la autoridad y llevaría varios días molestando e increpando a la gente del lugar