La abogacía de CyL discrepa de las medidas para reanudar la Justicia

La abogacía de CyL discrepa de las medidas para reanudar la Justicia

La abogacía de CyL discrepa de las medidas para reanudar la Justicia.

El Consejo de la Abogacía de Castilla y León (CACYL) declara su descontento ante las medidas adoptadas para la reanudación de la actividad judicial tras el parón provocado por la declaración del estado de alarma por la crisis sanitaria del COVID-19.

Los nueve colegios de abogados de la Comunidad exigen de forma unánime la reactivación de los juzgados y tribunales. Además denuncian la falta de criterios homogéneos en los distintos ámbitos territoriales durante la desescalada judicial.

Los letrados castellanos y leoneses reclaman además la dotación de los medios personales y tecnológicos necesarios para la vuelta al trabajo.

La paralización casi total de la actividad de los juzgados y tribunales desde la declaración del estado de alarma provocará, según los profesionales, un previsible incremento de litigios durante los próximos meses. Por lo que una de las exigencias es la recuperación inmediata del funcionamiento normal de la Administración de Justicia.

“La interrupción prácticamente absoluta de este servicio público redunda en perjuicio del derecho constitucional a la tutela judicial de los ciudadanos”, como señala el presidente del CACYL, Julio Sanz Orejudo.  

La falta de criterios claros es otro de los principales problemas que señalan los letrados con respecto a la reanudación de la actividad judicial. “Es de suma importancia que contemos con las garantías suficientes para la seguridad. Asimismo para la salud tanto de los ciudadanos como de los profesionales”, indica Julio Sanz.

Por último, la abogacía de Castilla y León manifiesta su compromiso con la ciudadanía. También reclama su derecho al ejercicio efectivo de su actividad profesional como servicio a la sociedad en interés público. Asimismo en orden a la efectividad de los derechos y libertades fundamentales y a la Justicia.