Un bebé de 8 meses resulta intoxicado

Aproximadamente a las 19:05 horas de ayer, 24 de noviembre, el Centro de Emergencias de Castilla y León (112) recibe una llamada por un bebé intoxicado.

El informante alerta al 112 de un incidente en una vivienda situada en el número 2 de la calle San José de Calasanz, en Valladolid capital.

Además solicitan asistencia médica para un bebé, de 8 meses, que como consecuencia se encontraba inconsciente.

Por consiguiente, la sala de operaciones del 112 da aviso del incidente a Emergencias Sanitarias (Sacyl), que envía una UVI móvil.

Al llegar, Sacyl comunica al 112 que les han saltado el detector de gases de la ambulancia, por lo que se pasa el aviso a la Policía Local de Valladolid, al Cuerpo Nacional de Policía, a los Bomberos de Valladolid y a las empresas suministradoras de gas.

Finalmente, en el lugar del suceso, el personal sanitario atiende al bebé que es trasladado en UVI móvil al Hospital Universitario Río Hortega de Valladolid.