Inicio Política y economía El Ayuntamiento pretende controlar las colonias de gatos de León

El Ayuntamiento pretende controlar las colonias de gatos de León

gato

El Ayuntamiento ha puesto en marcha este jueves el ‘Protocolo para el control de colonias felinas libres en el municipio de León’, un programa piloto para regular el grave problema existente en la ciudad.

En este protocolo, junto con el Ayuntamiento de León, colaboran la Asociación Protectora de Animales Argos León, la Facultad de Veterinaria de la Universidad de León, la Asociación Leonesa Empresarial de Clínicas Veterinarias, la Asociación de Vecinos MásQPerros, la Asociación Perruna de León y la Asociación Protectora de Animales y Plantas de León.

El concejal del área de Salubridad, Pedro Llamas, ha sido el encargado de presentar este protocolo junto con la concejal de Participación Ciudadana, Marta Mejías, y representantes de la Asociación Protectora de Animales Argos León y la Asociación Leonesa Empresarial de Clínicas Veterinarias.

Los gatos urbanos o callejeros son animales que han regresado a un cierto grado de estado salvaje y provienen de hogares tras haberse perdido o ser abandonados, con lo que aprenden a vivir al aire libre o en inmuebles y solares sin habitar.

En la mayoría de los casos, estos animales no son totalmente salvajes porque todavía dependen de la gente para su alimentación. Habitualmente, viven juntos y forman un grupo en un determinado lugar que les ofrece suficiente comida y protección y conforman lo que se denominan colonias de gatos urbanas.

La ciudad de León, según ha apuntado Llamas, cuenta actualmente con unas 32 colonias de gatos detectadas, con una estimación cercana de 500 animales en total. Por eso, han lanzado este protocolo, según ha explicado el concejal, con “la intención de controlar estas colonias para que no causen problemas de salubridad a los ciudadanos”.

Estas colonias habitualmente son alimentadas por vecinos y ciudadanos que de forma voluntaria y altruistamente hacen la función de cuidadores. Además, desde las asociaciones piden que no les den a los gastos los restos de comida porque hacen que empeore las condiciones de salud, ya que han asegurado que estos animales deben ser alimentados con pienso.