Inicio Principal Dos menores planeaban degollar a estudiantes y beber su sangre

Dos menores planeaban degollar a estudiantes y beber su sangre

Querían matar a 15 o 25 estudiantes, comérselos, suicidarse e ir con su adorado: Satanás

cuchillo-matar-satanas-menores-estudiantes-degollar-sangre
Telecinco

Arrestaron a dos menores planeaban degollar a estudiantes y beber su sangre.

La Policía de Bartow (Florida) arrestó a dos menores de 11 y 12 años que planeaban matar y beber la sangre de al menos 15 estudiantes.

Los hechos ocurrieron el pasado martes, en el Instituto de Bartow. Según explica el Jefe de Policía están acusadas de conspiración para cometer asesinato. Además de posesión de un arma en el centro escolar e interrupción de la función escolar.

Al parecer, la escuela avisó a uno de los padres que su hija desapareció de clase. Aunque el progenitor pensó que era un error, según recoge la ‘CNN’, el subdirector se encontró a las dos menores arrestadas en el baño.

Portaban varios objetos entre ellos cuatro cuchillos

Una vez en el despacho del director, las niñas sacaron cuatro cuchillos, tijeras y un cortador de pizzas que llevaban escondidos bajo la ropa. Según las fuentes, los cuchillos que poseían tenían hoja de unas cinco o seis pulgadas.

Tras las investigaciones y el registro en los domicilios de las menores, encontraron un mapa dibujado. En sus planes ponía la frase “ir al baño a matar”, lugar donde las localizaron. Además había letras violentas de algunas canciones. También un poema corto: “tratando de irse. / atada en un abismo interminable. / una salida, ahora,”.

Asimismo, tenían el plan en mensajes de “Snapchat”. En ellos se podía leer “no deberíamos habernos conocido, jajaja. Ahora la muerte está cerca. Otro que decía “estaba pensando en apuñalarnos en el cuello”.

El plan de las menores para matar y beber sangre 

Las dos niñas habían pasado el fin de semana juntas en casa de la más mayor, de 12 años. Durante esos días vieron películas de terror. Según el informe policial, el domingo “idearon un complot para matar a varios estudiantes de su instituto”.

Dicha trama consistía en ir al baño y esperar a estudiantes más pequeños que ellas. Una vez encontrasen a sus víctimas, el plan era cortarles la garganta con los cuchillos.

Pero lo más escalofriante es que estuvieron realizando búsquedas en internet sobre cómo matar con los cuchillos. Más relevante aún cómo hacer que las heridas de los cortes hiciesen que sus víctimas “sangraran más rápido”.

Ellas tenían pensado matar entre 15 y 25 estudiantes. Para luego “cortarlos y comer partes de su carne”. Finalmente iban a suicidarse, ya que pensaban que, al haber matado a sus compañeros, se irían al infierno con Satanás, a quien adoraban.
Por suerte, el centro escolar, esa semana contaba con seguridad extra porque algún alumno había alertado de las amenazas que circulaban entre los alumnos. Por consiguiente, la actuación fue rápida y no hubo heridos.