Inicio Principal Una madre abofetea a la directora de un colegio

Una madre abofetea a la directora de un colegio

Los hechos ocurrieron en abril de 2017, cuando la procesada y su marido acudieron al colegio para hablar con la directora de un problema que su hija.

Un juzgado de Vitoria ha condenado a un año de cárcel a una madre que abofeteó y dio dos golpes “fuertes” en la espalda a la directora de la escuela pública donde estudiaba su hija en Vitoria al considerarla culpable de un delito de atentado a funcionario público o docente y otro de lesiones leves.

Los hechos ocurrieron en abril de 2017, cuando la procesada y su marido acudieron al colegio para hablar con la directora de un problema que su hija, de dos años en aquel momento, había tenido el día anterior.

El Juzgado de lo Penal número 2 de Vitoria considera probado que mientras hablaban en el vestíbulo, la mujer “con ánimo de menoscabar su integridad física y despreciando la autoridad inherente a los funcionarios docentes” dio una bofetada en la mejilla a la directora y cuando esta se giró para marcharse, dos golpes “fuertes” en la espalda que le causaron eritemas.

En la sentencia, a la que ha tenido acceso Efe, el juez concluye que la acusada “agredió de forma directa y muy agresiva a la directora” y que actuó con “dolo o intención de lesionar”.

Por ello condena a la madre, de origen subsahariano, a un año de cárcel por un delito de atentado a funcionario público o docente y al pago de una multa de 320 euros por un delito de lesiones leves. La encausada deberá además indemnizar a la profesora con 72 euros más intereses en concepto de responsabilidad civil.

En el fallo el magistrado analiza también la declaración del marido, que en el juicio mantuvo una “versión exculpatoria” que en su opinión “no resulta creíble y verosímil”, por lo que deducirá su testimonio y lo remitirá al Juzgado de Guardia de Vitoria, para que le investigue por un posible delito de falso testimonio al entender que en el juicio “faltó a la verdad en su declaración”.

El juez sostiene que el matrimonio mantuvo en el juicio una “versión idéntica” pero que sus versiones “se ven claramente desvirtuadas por todas las pruebas efectuadas”.

El abogado del Departamento de Educación, que ha representado a la directora agredida, considera que la sentencia es “clara, proporcional y motivada”. En declaraciones a Efe, valora que el juez “dé la razón” a sus tesis y añade que tanto el centro educativo como sus profesores se sienten satisfechos.