Riesgo de incendios en León a causa de 212 propietarios de solares

limpieza solares león
Avenida de la Universidad

Un total de 212 propietarios de solares ponen en riesgo de incendios forestales a la provincia de León. Así lo ha anunciado el Ayuntamiento de León, quien ha cursado 212 requerimientos a particulares para que realicen el desbroce y la limpieza de solares que se encontraban en mal estado.

De entre ellos, el Servicio de Medio Ambiente de la Concejalía de Desarrollo Urbano ha comprobado que 45 ya han realizado los pertinentes trabajos de limpieza y desbroce.

Al Ayuntamiento de León aún le quedan solares por limpiar y desbrozar

Por su parte, el concejal de Desarrollo Urbano, Luis Miguel García Copete, ha explicado  que el Servicio Municipal de Limpieza Viaria ya se ha actuado en prácticamente el cien por cien de los solares de titularidad municipal. Por lo que el Ayuntamiento de León ya ha hecho su trabajo de desbroce y limpieza de solares tras casi tres meses. Aunque aún les queda algún solar, en pleno agosto, según García Copete.

En concreto, se han limpiado y desbrozado los más de 140 de solares de titularidad municipal. Además, si fuera necesario, se volverían a realizar labores de limpieza en aquellos que lo precisaran.

Obligaciones y sanciones

El Ayuntamiento de León publicó el pasado 1 de junio un Bando para instar a los propietarios de terrenos en mal estado a que procedieran a la realización urgente de labores de desbroce y retirada de restos vegetales.

Desde el Gobierno ven necesario recordar a los propietarios de los solares de León que es su obligación mantener las zonas en las debidas condiciones de seguridad, salubridad y ornato público. Para así evitar situaciones de riesgo de daños o perjuicios a terceras personas o al interés general. Sobre todo el riesgo ante incendios forestales y plagas.

El control del cumplimiento de estas obligaciones compete al Ayuntamiento de León, que, de ser necesario, requiere formalmente a los responsables. Incluso, en caso de incumplimiento, podría efectuar de forma subsidiaria y a costa de los propietarios las operaciones de limpieza pertinentes.