Irresponsable y vergonzosa procesión en cuarentena con bolsas de basura

Irresponsable y vergonzosa procesión en cuarentena con bolsas de basura.

Indignación y polémica, así es como definen el comportamiento de las participantes en esta «procesión».

La actuación ha ocurrido en pleno confinamiento debido al Estado de Alarma sanitario en el que se encuentra España.

Un grupo de mujeres, recorren las calles la noche del pasado Viernes de Dolores incumpliendo el confinamiento establecido.

El grupo de mujeres se pasean por la vía pública sujetando velas y con atuendos tradicionales de la Semana Santa, con mantillas y marchas procesionarias.

Sin embargo, además de incumplir la cuarentena establecida por el Gobierno, estas mujeres se burlan de la Semana Santa tan devota y sentida en Jaén.

La procesión con bolsas de basura

La razón no es otra que atuendo carnavalesco y burlón que visten, con cartones y bolsas de basura negras.

Tras la difusión de las imágenes, y los comentarios que no tardaron en aparecer en las redes sociales, Miguel Moreno, alcalde de Porcura, ha querido pronunciarse afirmando no sentirse orgulloso de lo ocurrido.

También informa que se llamó a la Policía Local, la cual al personarse en varios lugares por los que la «procesión» había pasado, ya no había nadie.

Aún así, varios vecinos y el propio alcalde, de la localidad llamaron también a la Guardia Civil, así lo explica el alcalde:

«En el momento que la policía local ha tenido conocimiento de los hechos, se ha personado en el lugar y ya no había nadie. Después me han llamado varios vecinos para informarme de lo ocurrido, a lo cual he respondido que la Guardia Civil ya tenía conocimiento de lo ocurrido y que estaban valorando los hechos».

Por otra parte, las mujeres que participaron en el polémico acto, también han querido pronunciarse.

Asimismo aseguran sentirse muy angustiadas por lo ocurrido y asumen su error e infracción, a pesar de «mantener la distancia de seguridad de unas a otras».

Sin embargo Miguel Moreno, les confirmó que los hechos estaban en mano de la Guardia Civil y que tendrán que asumir la correspondiente sanción por incumplir el confinamiento, ya que todas ellas han sido denunciadas.

Esta sanción puede ir desde los 600 euros hasta los 30.000 euros por poner en peligro de manera innecesaria e irresponsable la salud de los vecinos.

Además, el alcalde ha requerido al grupo de mujeres, que pidan perdón publicamente al pueblo por la ofensa cometida.

 

Noticias destacadas