La boda de Sergio Ramos y Pilar Rubio tuvo aroma berciano gracias a uno de los vinos servidos

Los invitados a la boda del año en Sevilla entre Sergio Ramos y Pilar Rubio tuvieron la oportunidad de degustar un vino del Bierzo durante el banquete nupcial.

Los novios, eligieron para el enlace los caldos de las bodegas Emilio Moro y entre los elegidos, estaba la botella Revelía, un blanco godello de la añada de 2017 elaborado con uva de la zona berciana.

Este vino, del que se producen 19.000 botellas al año tiene un precio de 22 euros. Según su ficha técnica, se fermenta a temperatura controlada en barricas de 500 litros de roble francés con posterior crianza sobre lías en las mismas barricas durante ocho meses.

A buen seguro que los invitados degustaron el vino y pudieron saborear los aromas de la tierra del Bierzo en sus paladares, y tener la oportunidad para conocer un poco, los manjares de la zona.

Revelía no fue la única presencia berciana en el enlace. Silvia Nistal, esposa del futbolista Julio Baptista y madre de sus dos hijas, nació en Cubillos del Sil. Es la esposa del jugador desde hace años y fue una de la invitadas a la boda en la capital hispalense.