Inicio Curiosidades La importancia de controlar la tensión arterial

La importancia de controlar la tensión arterial

Los problemas de tensión arterial son uno de los factores de riesgo más frecuentes en la población adulta. Mantenerlo bajo control es muy importante, además de muy fácil gracias a la posibilidad de poseer un tensiómetro en casa.

Cómo funciona un tensiómetro

Lo primero que hay que saber es qué es la tensión arterial y cómo se produce. Así, la tensión arterial se produce cuando el corazón bombea la sangre y esta pasa por las arterias, quienes ejercen una resistencia a este flujo sanguíneo.

Dicha resistencia es la tensión arterial y se mide en milímetros de mercurio (mmHg). Existen unos valores determinados que se consideran normales, es decir, estos valores indican que la presión arterial es la adecuada para que no exista ningún riesgo para la salud.

Estos valores se miden con un tensiómetro, que es un dispositivo para medir la presión arterial. Para obtener más información sobre cómo funciona puedes consultar los consejos que ofrece el portal Mi Tensiómetro: mitensiometro.com/como-funciona-un-tensiometro

Este portal está especializado en análisis y comparativas de tensiómetros digitales. En él se puede obtener información sobre esta afección y consejos para mejorar la calidad de vida de las personas hipertensas.

ES importante saber es que el tensiómetro mide dos valores. Estos son la presión sistólica, que se refiere a la presión cuando el corazón bombea la sangre, y la presión diastólica, que es cuando el corazón está en reposo.

Cómo elegir el mejor tensiómetro

El mercado de tensiómetros ha evolucionado mucho en los últimos años. El tensiómetro Omron M7 es uno de los aparatos mejor valorados. Este esfigmomanómetro es uno de los más avanzados dentro de los tensiómetros Omron, marca líder en este segmento.

Las posibilidades que ofrece el tensiómetro Omron M7 son múltiples. Cuenta por ejemplo con tecnología para iPhone y Android, lo cual permite que se conecte al Smartphone y se puede llevar un seguimiento continuo del estado de salud.

Otro de los aspectos de este dispositivo es que incorpora un brazalete especial que permite una medición más precisa de 360 grados. Gracias a estas funcionalidades, el paciente mantendrá el control necesario en todo momento del estado de su presión arterial evitando riesgos.

Si tienes la presión arterial alta es muy importante, además, recibir atención médica y seguir el tratamiento indicado por el especialista, que puede recomendarle medicación junto a un plan de dieta y entrenamiento para una vida saludable.

Cómo prevenir la presión arterial alta

Unos hábitos de vida saludables son fundamentales para mantener bajo control la presión arterial. De este modo, llevar un estilo de vida saludable es la principal recomendación que hacen los especialistas.

Llevar una dieta sana nos ayudará a prevenir numerosas enfermedades, entre ellas la hipertensión. Hay que tener en cuenta que la sal es el principal enemigo de nuestras arterias, por lo que es muy importante reducir el consumo de sodio y evitar poner demasiada sal en las comidas.

La grasa es otro de los enemigos acérrimos de la presión arterial, ya que obstruye de forma importante el paso de la sangre por las arterias. Por ello es muy importante ingerir alimentos bajos en grasas e introducir mayor cantidad de frutas y verduras.

El deporte es otro de los factores que nos ayudará a prevenir los problemas con la hipertensión. Esto se debe a que realizar ejercicio físico una hora al día, ya sea de una intensidad alta o moderada, nos ayudará a mantener un peso saludable.

Dependiendo de la edad, se recomienda hacer un tipo de ejercicio u otro. Las personas jóvenes pueden correr, nadar o hacer deportes en equipo como el fútbol o el baloncesto. En personas mayores, es recomendable un tipo de ejercicio más moderado, como caminar a paso rápido.

Por supuesto, evitar el alcohol y el tabaco es primordial para cuidar este aspecto, ya que el humo del cigarro eleva la presión arterial y supone un gran riesgo para las personas con hipertensión, pues puede incluso provocar un accidente cerebrovascular.

Por último y no menos importante, está el estrés. Este es el llamado mal de nuestro tiempo y afecta a numerosos aspectos de la salud, entre ellos al aumento de la presión arterial. Por este motivo es fundamental controlarlo y evitarlo.

Respecto a esto, es conveniente incluir hábitos y rutinas que nos ayuden a equilibrar la mente y disminuir así los efectos de este en nuestra salud física y mental. Realizar actividades como el yoga o la meditación es muy recomendable para manejar el estrés y aprender a relajarse.

Por lo tanto, si sufre de problemas de tensión alta, lo más importante es prevenir para evitar que empeore el cuadro o que derive en más complicaciones. Este tipo de hábitos, junto a un control exhaustivo mediante el uso de un tensiómetro ayudará a mantener bajo control este problema.

Digital de León