Inicio Política y economía Es actualidad esa generación de políticos que encabeza Justin Trudeau en Canadá

Es actualidad esa generación de políticos que encabeza Justin Trudeau en Canadá

Compartir

¿PA QUÉ SIRVEN?

Es actualidad esa generación de políticos que encabeza Justin Trudeau en Canadá, Tsipras en Grecia, Macron en Francia… y en España abundan como las ratas porque se preparan para pillar sillón. Léase: Pedro Sánchez II el breve, Pablo Iglesias I el charlatán, SusanaDíaz y Olé!, Albert Rivera el prevenido, como ejemplos más aparentes ¿…? ¡Pero son miles…!

Se encuentran, todos ellos, muy a gusto en sus sentadas porque ignoran otra cosa que lo que se han encontrado en sus países respectivos –que son todos y todo muy parecidos -. ¿Y qué es lo que conocen, que es lo único que han visto y saben?

  • Un Estado papaíto paternalista a ultranza que subvenciona a discreción y manipula ciudadanos infantilizados.
  • Sociedades pacifistas a ultranza con armamentismo más que subido.
  • Igualdad sexual de malhabladas mujeres y hombres.
  • Sumisión incondicional a lo políticamente correcto que es lo humanamente más incorrecto.
  • Libertad de opinión y expresión totalmente supeditada a la dictadura de género con pensamiento único.
  • Asesinatos en masa de inocentes por nacer.
  • Trabajadores que pagan a legiones de arrimados al chusco político sustancioso, generoso y gratis, solo por dedicar su tiempo en chorradas parlamentarias.
  • Descomunales (en número y en personal) instituciones públicas plagadas de vagos y maleantes (no hablamos de los funcionarios).
  • Igualdad solo nominal ante la señora de los ojos tapados y oídos atentos.
  • Ciudadanos embaucados con eso del “estado de bienestar”, que se lo creen.

Esta breve relación de “mundo feliz” no ha sido montada por los susodichos arribistas, pero a juzgar por lo que ya manejan, condicionan, aspiran, exigen, proyectan y planifican, programan y proponen,…no solo nada cambiarán, sino que tratarán de ampliar sin límites las mencionadas lindezas y otras. ¿Es posible mayor inutilidad, pérdida de tiempo y de recursos que TODO lo que en nuestros parlamentos se parlotea? Y estamos pagando a esa caterva de inútiles!!

Naturalmente es lo que han visto y nada más han aprendido, se lo dan todo hecho…

O sea, ¿Qué han hecho ellos? ¿Para qué sirven? Mismos pelajes, mismos lenguajes, pobrísimos mensajes; no sirven ni para pajes. ¡¡Pobres de nuestros guajes!!